Sie sind hier

Startseite

proyectos

“Árboles para la Paz”

“A principios de este siglo, tras el lanzamiento de mi primer libro El Espíritu de los Árboles, empecé a promover la idea de los Árboles para la Paz. Mi investigación ha demostrado cuán importantes han sido los árboles en la historia de las religiones. Esto no sorprende si nos remitimos a las llamadas “religiones naturales”, vinculadas a la naturaleza, también es sabido que el Budismo adora el Árbol del Entendimiento. Pero en cambio, no se le da importancia en los textos sagrados de otras, a pesar de que, en gran medida, los fundadores del Judaísmo, el Cristianismo y el Islamismo estuvieron comprometidos con los árboles a través de sus tradiciones religiosas.

Mi idea era fomentar una tolerancia mutua remarcando las raíces comunes. Todos venimos del Jardín del Edén, y de Abraham. El patriarca de las tres creencias monoteístas (Judaísmo, Cristianismo e Islamismo) inicialmente recibió la llamada de Dios en el bosque sagrado de Mamre. Bajo los árboles.

Prácticamente, mi idea para el futuro consiste en que las comunidades locales celebren una actividad de plantación de árboles que reúna a un rabino local así como un sacerdote cristiano y uno musulmán que bendecirían el árbol en su propia tradición. El programa podría completarse con breves charlas sobre ecología y la función de los humanos en la Tierra. Y después, algo de tiempo para aperitivos, bebidas y conversación.

Pero en el 2001 internet todavía era muy reciente y la mayor parte de la gente se conectaba de manera esporádica. Sólo unos pocos internautas encontraron el camino de mi página web; no conseguí una gran respuesta a los Árboles para la Paz. Entonces tuvo lugar el suceso del 11 de septiembre y cualquier cosa multicultural se convirtió en un campo de minas. Cualquier cosa que tuviera algo que ver con lo religioso se hizo más sospechoso que nunca – unas semanas después del 11 de septiembre hice una gira por Alemania con mi presentación de El Árbol de la Vida, y en muchos lugares la prensa canceló mis entrevistas porque mi libro contenía la palabra "mitología" (!). Parece ser que un efecto secundario de la "guerra del miedo" era que todo lo relacionado con la religión o la filosofía se consideraba también en los márgenes de la aceptación social.
Me retiré del área pública y reanudé mis estudios sobre los árboles.

Pero la semilla germinó, ¡con mi ayuda o sin ella! El Comité del Árbol en Londres se hizo eco de la idea, publicaron en su página web citas de mi libro El Legado de los Árboles (que es un resumen de la historia religiosa de los árboles en el mundo), y animaron a las comunidades locales a trabajar en esta dirección. Ya hay varias organizaciones como el Luton Council of Faiths y la Greensand Trust y proyectos como Faith Woodland Communities, que reciben incluso apoyo de la Comisión de Silvicultura, quiénes les han cedido un terreno con árboles para establecer un bosque sagrado multi-religioso.

Fred Hageneder, Enero 2013

 

PD: Mientras mis libros principalmente hacen un resumen histórico de los árboles en las religiones a lo largo de los tiempos, aquí tenéis dos libros que son muy útiles en lo concerniente a los aspectos contemporáneos y prácticos de las comunidades religiosas que incluyen los árboles:
Jo Edwards, Martin Palmer: Holy Ground – The Guide to Faith and Ecology (Suelo Sagrado – Guía para la Fe y la Ecología)
Martin Palmer: Many Heavens, One Earth – Faith Commitments to Protect the Living Planet (Muchos Paraísos, Una Tierra – Compromisos de Fe para Proteger el Planeta Vivo)

______

 

Voluntarios para reforzar el significado espiritual de los árboles

 

El voluntariado para los árboles en Alemania y Francia

En mayo de 2002, Fred Hageneder y su editor alemán, Andreas Lentz de Neue Erde (Nueva Tierra), formaron Freunde der Bäume (Amigos de los Árboles), ofrecieron la idea de establecer un voluntariado en aras de proteger los árboles de las tradiciones ancestrales bajo el contexto espiritual de “sacralización”, más allá de las ataduras propias de la fe o la confesión. (Y los árboles son una entidad idónea para este tipo de acciones, porque anclan una arquitectura específica que siempre existirá, como por ejemplo, una sinagoga o una iglesia, dentro de un contexto cultural concreto; los árboles son “neutrales”).

El grupo alemán tuvo suerte ya que recibió un donativo de la región de Alsacia (Francia), concretamente un terreno rodeado de bosque. La plantación de árboles empezó en los inicios del nuevo milenio. Inspirado por el libro de Fred Hageneder, El Espíritu de los Árboles, el diseño consta de diferentes sectores:

• Un bosque con propiedades curativas para celebrar los regalos medicinales que ofrecen los árboles nativos.
• Un bosque de fe para conmemorar la enorme cantidad de dogmas de fe (incluidos los mayoritarios) que han arraigado bajo los árboles sagrados.
• un círculo de tejos, plantando esquejes procedentes de los tejos milenarios de iglesia que hay en Reino Unido.

 

Friends of the Trees (Amigos de los Árboles)

Tan pronto como el grupo alemán se estableció legalmente, la idea se extendió al Reino Unido. El encuentro inaugural tuvo lugar el 23 de Marzo del 2003, fecha en la cuál se declararon nuestros propósitos y objetivos. El grupo recién inaugurado solicitó el estatus de organización benéfica y a la Comisión Benéfica "sólo" le costó ocho meses hacer el papeleo. El estatus oficial de organización benéfica fue concedido a los Friends of the Trees (Amigos de los Árboles) británicos el 24 de Noviembre del 2003. El grupo abandonó el estatus oficial benéfico en 2011, porque las autoridades británicas no aceptaron la interpretación espiritual que se daba al mundo natural. Leer más (inglés o alemán)

 

_____